Huella de Carbono

La huella de carbono representa una medida para la contribución de las organizaciones a ser entidades socialmente responsables y además de suponer un elemento de concienciación, les permite estudiar la eficiencia energética de todos los procesos.

Es el inventario de la cantidad total de GEI (gases de efecto invernadero) causados directamente por una organización, medido en toneladas de CO2 respecto a los seis tipos de gases que han sido considerados por el Protocolo de Kyoto ( CO2, N2O, CH4, SF6 y HFCs).

Asimismo constituye una herramienta de diferenciación, que potencia la imagen de marca, agrega valor al producto y ofrece ventajas competitivas para ganar nuevos mercados.

En el cálculo de emisiones, se distinguen tres niveles a tener en cuenta:

  1. 1
    Scope 1

    Media y evaluación de las emisiones sobre las que la organización tiene un control directo (emisiones procedentes de los procesos propios de la organización).

    Share
  2. 2
    Scope 2

    Medida y evaluación de las emisiones correspondientes a los consumos energéticos (emisiones procedentes del consumo de energía: electricidad, vapor, etc.).

    Share
  3. 3
    Scope 3

    Medida y evaluación de las emisiones resultantes de la adquisición de bienes, materias primas y servicios necesarios para el desarrollo de la actividad. (Emisiones procedentes de nuestros proveedores).

    Share
  4. Share

 
Hasta el momento son muchas las metodologías desarrolladas para el cálculo de la huella de carbono en el panorama internacional que, aunque con algunas diferencias entre sí, comparten un objetivo común, la creación de un método de cuantificación de GEI que minimice razonablemente la incertidumbre y produzca resultados exactos, coherentes y reproducibles.

Solicitud de información y/o presupuesto

En breve nos pondremos en contacto con usted y le responderemos a su consulta con toda la información que necesite sobre este sistema de gestión y soluciones relacionados

  • 3 + 62 =
Share

¿Qué opinan nuestros clientes?

Share